Archives for posts with tag: bullying

As you know, on Fridays I bring you guest authors and new books. Today, I have the chance of doing both. Through another friend, blogger and writer, Jo Robinson (yes, she’s visited us before) I became aware of the book launch of writer Bette Stevens, and on reading about her book and realising she hadn’t visited us yet, I could not resist, so this is Dog Bone Soup (of course, the title also helped my decision).
DOG BONE SOUP Launch Banner

DOG BONE SOUP

is not only the title of Bette A. Stevens’s debut novel; it ranks high among the paltry meals that the book’s protagonist, Shawn Daniels, wants to forget. Plodding through mounting snow and battling howling winds, Shawn is ready to leave it all behind—living in poverty, Dad’s drinking, life in foster care, the divorce, the bullies….

Travel with Shawn Daniels through the guts and the glories of life. You’ll find them all in DOG BONE SOUP, a Boomer’s coming-of-age saga. Available now at “YOUR AMAZON”

From the Reviewers

“Dog Bone Soup is the poignant tale of a dysfunctional family struggling to survive in America in the 50s and 60s, when most others were on the crest of a wave. It will make you laugh, it will make you cry. But most of all it will make you glad you read it.” ~ Charlie Bray, founder of the Indietribe

“In Dog Bone Soup, Bette Stevens captures the feeling and images of growing up in hardscrabble times perfectly.” ~ John Clark, librarian and author

DOG BONE SOUP

READ the opening Excerpt from Chapter One right here…

DOG BONE SOUP BW Border 2015

The postcard arrived four days before my eighteenth birthday. All I had to do now was sign the final papers and light out for basic training. I could hardly wait to leave this place behind.

There were six of us ready to become soldiers. The other five guys were headed to Fort Dix. Soon as we were inducted, the sergeant who swore us in started calling us a bunch of lily-assed bastards and worse. When the jerk marched the other five guys off, I was happy as hell I wasn’t one of them.

Lieutenant Richards called me into his office. “You’ll be heading out tomorrow, Private Daniels. Here are your tickets.”

We sat in his office and talked about my future with the U.S. Army. Then he handed me a schedule for the next day’s journey and we went over every detail.

“Now let’s get you home so you can get a good night’s sleep before you fly off to serve Uncle Sam, soldier.”

“Good luck Private,” the lieutenant said when he dropped me off at the house. We saluted and I stood there watching until his car disappeared over the hill.

I’d always liked army people. They called me Mr. Daniels and even sir sometimes. Now I was officially a private in the U.S. Army and I was ready to start a new life. I pictured myself in an officer’s uniform one day—a lieutenant, a captain, maybe even a general.

Mum and I didn’t get much more than a few winks of sleep that night. I don’t know how many pots of coffee she perked while we sat at the kitchen table and talked the night away. Of course, it was Mum did most of the talking. Once she opened her picture books, I felt like I was drinking in the life I wanted to leave.

Mum took all of those pictures with her Brownie—that camera was her pride and joy. None of us kids was allowed to touch it unless she supervised a picture taking every now and then. If Dad wasn’t around, it was me peeking through the lens. Mum was fussy about taking pictures just so.

Five books were piled on the table and we went through them one page at a time. Mum had a story for every snap shot. Some made me laugh so hard that I doubled over.

It was two minutes shy of three when she closed the last album.

“Thanks for staying up. I’ve got the alarm set for six and I know that won’t give us much sleep.” Mum pulled out her hanky, sniffled and hugged me before we turned in. My leaving would to be hard on her.

Willie was snoring away, likely dreaming about cars. I slipped in next to him and pulled away some puffs and huddled under them.

The minute I closed my eyes I started dreaming about my new life. No more freezing to death up north. I was headed for southern sunshine and I saw myself soaking it all in.

Bzzzzzzz. I jumped out of bed, threw on my clothes, grabbed the suitcase and headed for the kitchen. Mum already had breakfast on the stove, so I ran outside to do my business and came back in to grab a hot biscuit and down it with a cup of steaming coffee.

I was half frozen and snow was whipping around me in circles when I headed out on the three-mile walk into town to catch that bus.

I shook flakes big as quarters from my jacket when I climbed the steps of the Greyhound. Two hours and I’d be boarding a plane headed to Fort Jackson. South Carolina was sure the place to be, especially in February.

### end of excerpt

About the author

BAS Author logo stamp 2015Inspired by nature and human nature, author Bette A. Stevens is a retired elementary and middle school teacher, a wife, mother of two and grandmother of five. Stevens lives in Central Maine with her husband on their 37-acre farmstead where she enjoys writing, gardening, walking and reveling in the beauty of nature. She advocates for children and families, for childhood literacy and for the conservation of monarch butterflies (milkweed is the only plant that monarch caterpillars will eat).

Bette A. Stevens is the author of award-winning picture book AMAZING MATILDA; home/school resource, The Tangram Zoo and Word Puzzles Too!; and PURE TRASH, the short story prequel to DOG BONE SOUP.

Find out more about the author and her books right here on “YOUR AMAZON”

Thanks to Bette Stevens for visiting our blog and bringing us her new book, thanks to you all for writing and you know what to do, like, comment, share, and CLICK!

Como recordaréis hace un par de semanas os presenté a Scary Guy y compartí la primera parte de nuestra entrevista. Hoy os traigo la segunda parte, donde hablamos de su cambio de nombre, del destino, de qué tipo de trabajo prefiere y de los medios de comunicación, entre otras cosas.

Scary Guy Portrait

Scary Guy Portrait

 

Le pregunté a Scary sobre su cambio de nombre legal a Scary Guy. Me dijo que sucedió el 22 de Febrero de 1998 en Tucson, Arizona, en el juzgado. Los reporteros, la televisión y otros medios de comunicación estaban esperando fuera y la sala estaba llena. La juez le preguntó algunas cosas y él respondió. Ella comentó que era el cambio de nombre más extraño que había juzgado pero que sus razones eran coherentes. Le pregunté si echaba de menos el nombre que le habían dado al nacer y me dijo que era el nombre que le había dado su madre pero que por dentro seguía siendo él. Su madre le dio su nombre en honor de su propio padre (su abuelo materno). La familia de su padre venía del Reino Unido. Su madre también se interesaba por la genealogía y había trazado su árbol genealógico hasta el 1610. Había encontrado 17 Thomas Buckinghams, y trece de ellos habían sido reverendos. Y ahora (irónicamente) vive frente a una iglesia. A él le parece que todo está conectado.

En el libro hay reflexiones sobre el destino y le pregunté si pensaba que él estaba destinado a ser quien es y a hacer lo que hace ahora. Scary me contestó: “Soy un propósito. Esto no es un trabajo. Esto es mi vida. La tarea de mi vida. No hay mucha gente que viva su trabajo.” Me dijo que solo cuando duerme, quizás, no está trabajando y que a algunas personas puede que les parezca que es una obsesión pero que así son las cosas. “Esto es lo que soy.”

Lo describió como un viaje y me dijo que cuando fue a una tienda de tatuajes y decidió hacerse un tatuaje en la cara (que me aclaró fue un proceso y llevó 7 u 8 años) fue una forma de decir “jódete sociedad” (‘Fuck you society’) porque no le gustaba la sociedad en la que vivía. Una vez empezó ese proceso no había marcha atrás. “Éste es mi aspecto final. Ésta es mi vida. Este es el sitio en el que me he colocado. Acepto la responsabilidad por todas mis decisiones. Así es como debe ser.”  Me comentó que no puede ser ninguna otra cosa a menos que se cubra la cabeza con una bolsa de papel, pero eso llamaría la atención aún más. (En la película y en el libro Scary explica que al principio tenía muchos tatuajes en el cuerpo pero los llevaba cubiertos con la ropa cuando iba a trabajar en una firma de informática, y al final decidió hacerse un tatuaje en el cuello y dejó ese tipo de trabajo, a sabiendas de que jamás podría volver a ese tipo de empleos.)

Seguimos hablando del destino y me comentó que mucha gente de diversas religiones le ha dicho que su papel en la vida, su función, es fruto de un poder superior. Él me dijo que siempre aceptaba las creencias de los demás y jamás les contradice y los respeta. Me dijo que quizás la muerte sea solo otro nacimiento, y que le resulta difícil de creer que una vez nos muramos, es simplemente como si no hubiéramos existido jamás, que es difícil creer que todo fue para nada, a menos que creamos que es todo solo para procrearnos y para la supervivencia de la especie. Mencionó que su vecino, Roy, había muerto hacía poco, un hombre con el que se sentía unido y eso le había hecho pensar más en la muerte y en el significado de la vida.

Scary me dijo que cree que todo lo que hace todo el mundo es residual y que ninguna persona es más poderosa que otra. Las acciones de todos tienen impacto y poder; ayudan a que se formen otras personas, a hacer cambios. Aunque todo el mundo tiene el mismo poder algunas personas son más conocidas que otras.

En el video y en el libro observé que trabaja con una gran variedad de personas y le pregunté qué tipo de trabajo le da más satisfacciones (aunque los trabajos aparecen en el momento oportuno) y me dijo que va a ir a los Estados Unidos en Agosto para trabajar en Andrews Air Force cerca de Washington DC. Me dijo que el Teniente Coronel James Armstrong le había pedido que vaya y les proporcione dos días de formación porque creen que el mensaje de Scary les será de ayuda. Me dijo que éste era un tipo de trabajo muy especializado y que siente que es un honor que le inviten a que se una a su comunidad y les ayude. Es una cosa muy importante, porque como Scary dijo, no es el tipo de persona en que tales instituciones pensarían en esas circunstancias. “Eh tú, tío tatuado ven aquí.” No, ese no es el tipo de persona al que se supone que deberían recurrir. Él no encaja con la imagen que la mayoría de gente tendría de a quién llamarían.

Le pregunté a Scary si había experimentado mucha oposición/criticismo de fuentes oficiales u otros lugares a su trabajo. Me dijo que la CNN se había dedicado a hacer lo que a él le pareció un descarado ataque de su carácter (“character assasination”). Me dijo que cuando se pusieron en contacto con él para hacer un programa de 20 minutos sobre él y su trabajo sospechó que probablemente intentarían presentarle de la peor forma posible, pero no le importó. Me dijo que de su programa de formación completo que dura 5 días (eso haría que alguien llegara a tener un buen conocimiento de las fundamentos básicos) los de la CNN estuvieron filmando durante tres días con dos cámaras, unas 60 horas de film y luego lo editaron y cortaron escenas, todo fuera de contexto. Ellos mostrando algunos sketches, historias y técnicas que él utiliza imitando comportamientos problemáticos de la gente. En el programa eso permite que la gente reflexione sobre sus comportamientos. Sin embargo sacado fuera de contexto como hizo la CNN, minimizan el contenido, significado y mensaje, probablemente porque no creen que deba trabajar con niños, basando su juicio en su aspecto físico.

Scary me dijo que aunque mucha gente aún cree que los medios de comunicación son “neutrales” y se limitan a informar sobre hechos, eso no es el caso en el día de hoy y es dudoso que pasase alguna vez. Siempre son reaccionarios y tienen su propia agenda. Me dijo que a pesar de eso lo hizo porque no existe la publicidad negativa y que de los millones de personas que llegaron a ver el programa, incluso si solamente 10000 se dieron cuenta del prejuicio de ese tipo de reportaje y se sintieron lo suficientemente curiosos como para buscar más información eso justificaba de sobras el esfuerzo. Me dijo que cuando habla con los medios de comunicación les dice: “Vosotros os creéis que me vais a usar a mí pero yo os voy a usar a vosotros” y que es un toma y daca. Me explicó que hacía unos años le había dicho al Manchester Evening News de Inglaterra que si querían vender muchos diarios bastaba con que pusieran su foto poniendo cara de asustar y en la primera página el título: Asesinatos, Crímenes, Suicidio, Muertes y en letra pequeña: lean la historia en la página 3. Y funcionó! Porque la prensa siempre busca noticias negativas para poner en primera plana y las malas noticias venden. Los medios de comunicación puede que quieran que la gente se asuste de él pero una vez leen la historia el mensaje que reciben es distinto.

Dentro de poco os traeré la última parte de la entrevista (de momento).

Aquí os dejo el enlace a la primer parte:

https://olganm.wordpress.com/2014/07/15/mi-reunion-con-the-scary-guy-el-tio-que-asusta-hay-on-wye-3rd-july-2014-parte-1/

Y los enlaces para que descubráis más cosas sobre Scary:

La página de Scary:

www.thescaryguy.com

Sigue a  Scary en su Facebook Fan Page

(https://www.facebook.com/thescaryguyfanpage)

La biografía de Scary : 7 Days & 7 Nights

(http://thescaryguy.com/product/7-days-and-7-nights/

Message of Scary to school children

Message of Scary to school children

(No puedo seguir viviendo mi vida fuera de mí mismo, echándole la culpa a los demás por mis acciones. Si voy a comprometerme con quien soy, también tendré que comprometerme con mis palabras y acciones. Son los que definen quién soy.)

Gracias a Scary y a Cathryn por su amabilidad, a vosotros por leer, y ya sabéis, is os ha interesado, dadle al me gusta, comentad, compartid y haced CLIC!

 

Muchos de vosotros creeréis que estoy hablando metafóricamente y que The Scary Guy tiene que ver con algún proceso espiritual por el que estoy pasando, o es un miedo al que he decidido enfrentarme, no sé, bloqueo de escritura, terapia…Pero no, no estoy hablando metafóricamente. The Scary Guy es una persona real. Le conocí aquí, en Hay-on-Wye. Nos present Anne, copropietaria de Addyman Books, la librería donde estoy trabajando, durante la segunda semana de mi estancia aquí. Nos conocimos en Tomatitos, el famoso bar de Tapas, y después de charlar un rato un poco de todo, Anne me prestó una copia de su libro y él me dio su tarjeta. En cuanto llegué a casa le eché un vistazo a su página web ya que me había intrigado la conversación y el tipo de trabajo del que nos había estado hablando. Me impresionó su habilidad de  llegar a tanta gente y de hacer que su mensaje fuera aceptado por una gran variedad de públicos, desde adolescentes en la escuela hasta personal militar. No es fácil condensar en breve lo que hace (y como veréis él lo hace mucho mejor durante la entrevista) pero si tuviera que intentarlo y daros alguna idea antes de que exploréis vosotros mismos su página de web y otros enlaces (si se os da bien el inglés, aunque sospecho que los videos os darán una buena idea de todas formas), os diría que Scary le habla a la gente sobre cómo enfrentarse al prejuicio, asegurándose de que entienden que la mejor forma de responder a la energía negativa que les dirigen no es añadiendo su propia energía negativa. No se puede luchar contra la energía negativa con más energía negativa. El prejuicio nunca es y nunca debe convertirse en el problema de la víctima. Scary usa su estilo tan personal, su aspecto, sus experiencias personales y su forma tan especial de conectar con la gente para comunicar su mensaje de amor que a primera vista parece incongruente. Scary Guy se dedica a desafiar convenciones y expectaciones, y es un maestro en ello.

The Scary Guy

The Scary Guy

Intercambiamos correos y se ofreció amablemente a prestarme una copia de la película que han hecho sobre él. Vi la película y le dije que me gustaría hablar sobre él en mi blog pero me contentaba con compartir o publicar material que ya tuviera listo. En lugar de eso me ofreció una entrevista. Cuanto más leía del libro y cuanto  más pensaba en la película más segura estaba de que sería una conversación muy interesante, aunque me costó bastante formular preguntas concretas. Con solo una pocas preguntas en el bloc de notas fui a reunirme con Scary (y con Cathryn Woodhall su esposa, socia en los negocios, colaboradora y que se dedica al proyecto en cuerpo y alma como Scary). Scary y Cathryn viven en un cottage encantador justo frente a la hermosa iglesia de St Mary’s (Iglesia de Inglaterra, que hace poco han renovado y está como nueva).

Tengo que reconocer que no tenía un orden concreto en la cabeza y si saltamos de tema en tema es culpa mía y no de Scary.

Le dije a Scary que estaba leyendo el libro 7 Days and 7 Nights. An Official Biography of “The Scary Guy” (7 Días y 7 Noches. Una biografía official de “The Scary Guy”) de Mark David Hatwood. Él observe que no ha escrito ningún libro él mismo ya que la lectura y la escritura nunca han estado entre sus talentos y él aprende de otras formas. Me dijo que Cathryn está preparando varios libros sobre él y lo que hace, porque ella es inteligente (“Smart”). Cuando hablamos en más profundidad sobre el concepto de inteligencia me dijo que él se consideraba “diferente” en lugar de inteligente. Me dijo que a menudo cuando conocía a jóvenes no les gustaba que se les considerara “normales” y no les gustaba esa etiqueta. “Normal” se ha convertido en un concepto que no funciona para una gran parte de la juventud de hoy en día. Scary continuó y dijo que cada persona es única y no es adecuado intentar definir a alguien usando una palabra, sea cual sea, ya que hay muchas variables que contribuyen a definir quiénes somos: nuestro comportamiento, lo que aprendemos, cómo aprendemos, cómo percibimos las cosas. Nuestras mentes son diferentes y nuestros cuerpos también son diferentes.  Él comentó que habrá gente que fumó toda la vida y se mueren de viejos y nunca tienen cáncer, mientras gente más joven a veces se muere con mucha menos exposición a cancerígenos. No depende solo del entorno; también tiene que ver con la genética. Hablamos sobre posibles efectos de la Nicotina en los receptores cerebrales, y como es posible encontrar estudios sobre los efectos nocivos del fumar pero también hay estudios que están investigando la posibilidad de desarrollar medicamentos que actúen sobre los receptores nicotínicos. (Scary me dijo que fuma puros, uno al día como máximo cuando no está de tour ya que lo encuentra relajante y disfruta el ritual que supone. Le recuerda los tiempos de antes, cuando los hombres de unos cincuenta iban al barbero y se contaban historias). Que conste que no animo a nadie a fumar y los efectos nocivos están más que demostrados, pero el porqué afecta diferentes personas de forma distinta sigue sin saberse.

Hablamos sobre tipos de investigaciones y estudios y del hecho de que se pone mucho énfasis en el efecto nocivo de muchas cosas (azúcar, grasas, etc.). Scary me dijo que él sigue los consejos de su madre, ya que ella siempre propuso usar el sentido común, y que lo mejor es no tomar demasiado de una sola cosa todo el tiempo y excluir todo lo demás, que lo mejor es conseguir un equilibrio y no excederse (ya que por supuesto hay riesgos demostrados como diabetes, enfermedades cardíacas…relacionadas con dietas poco saludables), ya que el cuerpo necesita variedad de nutrientes. Me mostró una caja con chocolates y me dijo que llevaba así (llena) varias semanas, y que puede que se tomara dos o tres pero no se los comería todos a la vez.

Le pregunté a Scary si admiraba a alguien y alguien le había inspirado. Me dijo que admiraba a su madre. La describió como una “genio en el armario o un genio a escondidas.” Scary me dijo que no había descubierto lo inteligente que era hasta después de que muriera. Me dijo que siempre le había dado la impresión de que ella era diferente y de que tenían una relación algo desconectada rara cuando él llegó a ser adulto. Su madre era inteligente y humilde, muy reservada y callada. También se adelantó a su era en la forma en que pensaba sobre los alimentos, comportamiento, religión…

Scary me dijo que había descubierto que su madre se interesaba por la Astrología y se había convertido en experta cuando se murió, que nadie lo sabía y que habían encontrado que había creado las cartas astrales de mucha gente. Él descubrió como era su madre en realidad después de su muerte y no la había conocido realmente antes. Su madre nunca decía nada negativo sobre nadie. Él observó que ahora vivía frente a una iglesia (de la Iglesia de Inglaterra, Protestante) y que su madre jamás había hecho un comentario negativo sobre ninguna religión. La madre de Scary nació y creció en la religión Baptista. Su madre les llevó a él y a su hermano (cuando tenían 6 y 5 años más o menos) a la Iglesia Baptista tres of cuatro veces y nunca jamás les volvió a llevar. “Lo dejó.” Cuando él le preguntó muchos años después por qué había dejado de llevarlos ella le respondió que no le había gustado lo que le habían dicho que tenía que hacer con sus hijos. Él no le pidió una explicación entonces pero pensando en ello estaba convencido de que se refería a la forma en que no les animaban a hacer cosas o a responsabilizarse por su comportamiento.

La iglesia de St Mary in Hay-on-Wye, aún en obras de renovación

La iglesia de St Mary in Hay-on-Wye, aún en obras de renovación

Para ilustrar el carácter de su madre Scary me dijo que cuando solían ir algún sitio él solía incitarla para que se burlara de la gente o hiciera algún comentario sobre ellos (si estaban gordos, o tenían un aspecto peculiar…) pero ella siempre le decía: “Para. Para de comportarte como un patán.” Nunca consiguió que su madre se comportara de modo negativo. Por desgracia nunca tuvo la oportunidad de preguntarle a su madre cómo había aprendido a ser así. Scary me dijo que su reto personal era ver si podía conseguir hacer lo mismo, dejar de ser negativo sobre los demás. Su madre murió hace 21 años, el 16 de Marzo de 1993.

Le pregunté a Scary qué fue lo que se le hizo más difícil cuando intentó cambiar su comportamiento. Me dije que le costó dejar de juzgar a la gente. Me comentó que se cruza con ese tipo de comportamiento todo el tiempo. Como ejemplo me dijo que había entrado a  la farmacia en Hay, donde conoce a la gente que trabajar allí bien, y que había dos clientas en el mostrador hablando y cuando lo vieron se echaron a reír. Sarah, una de las farmacéuticas, no se rio,  y dijo, en voz alta: “Yo no fui. Ni ninguno de los que trabajan aquí.”Scary le hizo un comentario a las dos clientes sobre como de los 7 billones de personas en el mundo, al menos 6 billones se reirían de él, y esos 6 billones que se reían serían también los que le contratarían para superar sus problemas. Scary también comentó que en aquel momento probablemente no entendieron lo que quiso decir.

Scary dijo que solía ser muy rápido juzgando y tomando decisiones sobre los demás y que en aquella época se habría considerado como “bueno categorizando y estereotipando”. Solía poner a la gente en casillas y categorías y así estaba convencido de saber cómo manejarlos y en muchas ocasiones se había equivocado. Ahora ya no hace eso y comentó como ese tipo de comportamiento puede confundir las percepciones de la gente y sus interacciones (come ejemplo me dijo que basándose en la información que tenía sobre mí podría haberse hecho ideas preconcebidas).

Scary es un hombre con muchos tatuajes como habréis notado en sus fotos y la historia de cómo empezó a hacerse tatuajes está detalladamente explicada en el libro y la película. Yo le quería preguntar si tenía un plan determinado o un diseño completo antes de empezar con los tatuajes (aunque por lo que había leído yo no lo parecía). Me dijo que le encantaban los tatuajes y esa fue una de las razones por las que había tenido tres tiendas de tatuaje, porque cuando ya no tenía espacio para más tatuajes en su cuerpo decidió que para seguir disfrutándolos tatuaría a otros. Me dijo que no tenía un diseño específico en mente, y que lo solía decidir en el momento, según lo que le pareciera apropiado o le hiciera sentirse bien. Me dijo que debido a sus dificultades con la lectura y la escritura nunca aprendió leyendo muchos libros, y que solía aprender observando y experimentando. Siempre hizo lo que le pareció apropiado en tiempo real en ese momento basado en sus percepciones.

Scary and his LOVE tattoo

Scary and his LOVE tattoo

 

Me puso como ejemplo un tatuaje en su muñeca, un código de barras. Me explicó que hace mucho tiempo, unos 20 o 30 años fue un día al supermercado y mientras hacía cola para pagar vio que la empleada en la caja estaba pasando una lata por encima del cristal de  la caja registradora y al hacerlo la caja hablaba: lata de lentejas, tantos céntimos. Le fascinó y le preguntó a la empleada cómo funcionaba y le explicó que el lector leía el código y así podía acceder a mucha información. Eso le fascinó y diseñó un tatuaje de un código de barras basándose en una lata de sopa Campbell. Pero decidió añadir ‘Marca genérica’ al revés que solo puede leer si lo mira delante de un espejo. Scary me dijo que las posibilidades de un sistema de codificar información como ese le habían fascinado y como se había puesto a pensar en chips que se podrían usar para todo tipo de cosas, incluso en seres humanos. Este tema nos llevó a hablar de control gubernamental, carnés de identidad, etc. Él me dijo que aceptaba que el gobierno, cualquier gobierno, necesitaría tener acceso a ciertos datos y me comentó que debido al tipo de trabajo que hace le tuvo que enviar su información al FBI para que comprobasen que no tiene antecedentes penales. Me dijo que no está a favor de controles de por sí pero es un hecho que los criminales y los psicópatas existen y pueden causar mucho daño a los demás pero las comprobaciones pueden minimizar tal posibilidad. Discutimos brevemente la última controversia sobre Facebook y sus experimentos intentando controlar los estados de ánimo de la gente y sus interacciones y comentó que eso prueba que como dice él la gente más que nada reacciona a su medio ambiente y las influencias.

Como la conversación con Scary fue bastante larga decidimos presentarla en varias partes. Pero para que no os quedéis así y podáis investigar por vuestra cuenta, si os gusta leer en inglés, os dejo enlaces a varias páginas de interés.

La página de Scary:

www.thescaryguy.com

Sigue a  Scary en su Facebook Fan Page

(https://www.facebook.com/thescaryguyfanpage)

La biografía de Scary : 7 Days & 7 Nights

(http://thescaryguy.com/product/7-days-and-7-nights/

Gracias a todos por leer, a Scary y Cathryn por su amabilidad, ayuda y entrevista, y si os ha gustado, ya sabéis, dadle al me gusta, comentad, compartid, y por suspuesto, haced CLIC!

Most of you will probably think I’m talking metaphorically here, and The Scary Guy is some spiritual thing I’m going through, a fear I have that I decided to confront,  I don’t know, writers’ block, therapy…But no, I’m not talking metaphorically. The Scary Guy is a real guy. I met him here in Hay-on-Wye. We were introduced by Anne, co-owner of Addyman Books, in the second week of my stay in Hay-on-Wye (at Tomatitos, the renowned Tapas Bar) and after having a general chat, Anne lent me his book and he gave me his card. As soon as I got home I checked his website as I was intrigued by the conversation and the work he had been telling us about. I was impressed by his ability to touch so many people and to make his message reach such wide variety of public, from school children to army personnel. It’s not easy to summarise briefly what he does (and as you see he puts it much better than me during the interview) but if I had to try and give you some idea before you go and explore his website and all the materials available, I’d say he talks to people about how to deal with prejudice, making sure that they understand that the best way to deal with the negative energy thrown at them is not to add their own negative energy. You cannot fight bad energy with more bad energy. The prejudice never is and should never become the problem of the victim of the prejudice. Scary uses his very personal style, his appearance, his personal experiences and his special way of connecting with people to deliver his message of love that appears incongruous at first sight. Defying conventions and challenging expectations is what the Scary Guy is about, and he’s tremendously successful at it.

The Scary Guy

The Scary Guy

We exchanged e-mails and he kindly offered to lend me a copy of the film made about him. I watched the film and I told him I’d like to talk about him in my blog but I was happy to share or post any materials he already had. He offered to do an interview instead. The more I read of the book and the more I thought about the movie the more I knew this would be an interesting conversation, even though I found it difficult to formulate specific questions. With just a few jotted down I went to meet Scary (and Cathryn Woodhall his wife, business partner, collaborator and as much a part of the project as he is). Scary and Cathryn live in a lovely cottage across a beautiful church (St Mary’s Church of England, recently refurbished and looking as good as new).

I must admit to not having much of an order set in my head and any jumping from item to item is up to me not Scary.

I told Scary I was reading the book written about him 7 Days and 7 Nights. An Official Biography of “The Scary Guy” by Mark David Hatwood. He noted that he has not written any books as reading and writing has never been one of his better skills and he learns in other ways. He told me that Cathryn is working on several books about him and what he does, because she’s “smart”. When we talked about the concept of smart he told me the considered himself rather than smart “different”. He talked about meeting young people and how they did not like to be considered “normal” and they didn’t like to be labelled normal. “Normal” has become a concept that does not work for much of the youth these days. He went on to expand and say that everybody is unique and it is improper to try and define somebody with a single word, as there are many variables that contribute to defining who we are: our behaviour, what we learn, how we learn, how we perceive things. Our minds are different and our bodies are different. He observed that there might be people who smoked all their lives and die of old age never having developed cancer, whilst somebody  else might die  young with fewer (on non) exposure. It is not only environmental; it is also down to one’s genes. We talked about research onto the possible effect of Nicotine in brain receptors, and how it is possible to find research stating the negatives of smoking but there are also studies looking at developing medication to act on Nicotine receptors positively. (Scary told me he smokes cigars only, maybe one a day when he is not on tour and he finds it relaxing and enjoys the ritual of it. It reminds him of the ‘old ways’ of human life, where men in the 50’s would go to the barber shop and share stories). Not that I’m encouraging smoking, I’m a doctor after all, although the comments are correct.

We discussed the nature of some of the current health and food research and how there is plenty of emphasis on the negative impact of a variety of things (sugar, fat, etc.). He told me he feels his Mother’s advice was the best, as she always advocated using common sense, and not have too much of one thing all the time to the exclusion of everything else, that the best is balance and not excess (as of course there are well known risks like diabetes, heart disease…from unhealthy diets), as the body needs variety. He showed me a box with chocolates and he told me it had been like that (full) for several weeks, and he might have two or three but would not eat them to excess.

I asked Scary who he looked up to. He told me his mother. He described her as a “closet genius”. Scary told me he didn’t find out how smart she was until she died. He told me he always felt she was different and they had a somewhat disconnected relationship with her when he was an adult. She was intelligent and humble, very private and quiet. She was also ahead of her time, in the way she thought about food, behaviour, religion…

Scary told me that he only discovered after she died that his mother had been interested in Astrology and had become an expert, that nobody knew and they found that she had done astrological charts on a lot of people. He felt he only discovered how his mother really was after her death and maybe he never really knew her before. His mother would never say anything negative about anybody. He noted that, ironically, he was now living just across a church (Church of England) and recalled how his mother would never make any negative comments about any religion. Scary’s mother was born and bred a Baptist. His mother took him and his brother (they were 6 and 5 years old) to the Baptist Church three or four times and never again. “She quit.” When he asked her years later why she had stopped going and taking them she told him that she did not like what they were telling her to do with her kids. He didn’t ask for an explanation at the time but in reflection he thought she referred to the way they did not encourage them to do things or to take responsibility for their behaviour.

St Mary's Church in Hay-on-Wye, still undergoing renovations

St Mary’s Church in Hay-on-Wye, still undergoing renovations

To illustrate his mother’s character Scary told me that when they would go out he would “egg her on”, encourage her to make fun at people or make comments about them (if they were fat, or looked peculiar…) but she would always tell him: “Stop it. Stop being crass.” He never managed to influence her to behave in such a negative way. He never had a chance to ask how she had come to be like that. Scary told me that his challenge was to see if he could do the same, to stop being negative about people. His mother died March 16th 1993, 21 years ago.

I asked him what he found most difficult when trying to change his behaviour. He told me he found quite difficult to stop judging people. He said he finds that kind of behaviour in others too all the time. As an example he told me he had walked into Hay’s chemist, where he knows the people working there quite well and there were two female customers at the counter talking and when they saw him they laugh out loud. Sarah, from the shop, didn’t laugh and said, quite loudly: “That wasn’t me. And it wasn’t any of the others who work here either.” Scary commented to the two female customers who had laughed, how of the 7 billion people in the world at least 6 billion would laugh at him, and the 6 billion who laugh would also be the ones to end up hiring him to get over their stuff! Scary observed that his comment might be initially lost on them!

Scary said that he used to be always quick to judge and make decisions and at the time he would have thought of himself as “good at categorising and stereotyping.” He would put people in neat boxes so he believed he would know how to deal with them and on many occasions he’d be wrong. Now he does not do that and he observed such behaviour might cloud people’s perception and interaction (putting as an example what he might have thought I’d be like based on the information he had about me).

Scary is a man with many tattoos as you will have noticed in his pictures and the story of how his tattoos came to being is well detailed in the book and movie. I wanted to ask him if there was a particular plan or an overall design he had been working towards at the time of his tattoos (although it did not seem that way, at least at the beginning). He told me he enjoys tattoos and that is one of the reasons why in the past he had 3 tattoo parlours, because he didn’t have space left for more tattoos so to carry on enjoying them he decided to tattoo other people. He told me there was no specific design he had worked towards, and he would decide in the moment, depending on what felt good at the time. He told me that due to his problems with reading and writing he did not learn by reading books, and he would mostly learn by observation in an experiential form. He would do whatever felt appropriate in real time at the moment, based on his perception. He gave me as an example a tattoo in his wrist; a barcode. He told me that a long time ago, as long as 20 or 30 years ago, he went to the supermarket and as he was queuing to pay he noted the woman at the till passing a tin over the glass register panel and as she did the register would speak: tin of bins so many cents. He was fascinated and asked her how it did that and she explained that the reader read the code and it could retrieve lots of information. He was fascinated by that idea and designed his bar code tatoo based on a Campbell Soup Tin, but he added the lettering ‘Generic Brand’ in reverse that he could only read if he looked it up to a mirror.

Scary and his LOVE tattoo

Scary and his LOVE tattoo

Scary talked about how fascinated he had been at the time with the possibilities of such a system of codifying information and how he could see microchips being used for all kinds of things, including on humans. This topic got us talking about government controls, IDs, etc. He told me he accepted that the government, any government, would have to have access to certain data and observed that due to the kind of work he did he had had to send his data to the FBI to check that he had no criminal records. He acknowledged the importance of background checks. He said that he is not pro control for control’s sake but there is also the fact that some people are criminal and psychopaths and can cause plenty of harm to others and so having background checks can at least minimise such instances. We briefly discussed the latest controversy about Facebook and their experiments controlling people’s moods and interactions and he observed that it goes to prove, as he believes, that people are mostly reactive to the environment.

Scary and I were talking for quite a while so we decided we’d bring you the interview in several parts. But, if you want to find out more about him, you don’t need to wait until the next installment here. I leave you links so you can explore by yourselves.

Scary’s Website:

www.thescaryguy.com

Join Scary on his Facebook Fan Page

(https://www.facebook.com/thescaryguyfanpage)

Scary’s Biography: 7 Days & 7 Nights

(http://thescaryguy.com/product/7-days-and-7-nights/)

Thank you very much for reading, thank you to Scary and Cathryn for their kindness, and help, and if you’ve enjoyed it,  you know what to do: like, share, comment, and of course CLICK!

Blog Site of Gabriele R.

Post, news, diary... All the world around me, ALL THE WORDS AROUND YOU

Living in the Gap

“Ruffled feathers and endless squawking over a minor difficulty is typical of a crow’s life. I lean back on the counter and realize that could be my line….”

Opinión y actualidad

Opinión sobre noticias y asuntos de actualidad

Los escritos de Héctor Browne

Blog (algo literario y algo viejo) de un Licenciado en Letras, diplomado en edición, y Profesor de Lenguaje.

%d bloggers like this: