IMDB: una película que excava las capas de mito y memoria para encontrar la elusiva verdad enterrada en el centro de una familia de narradores de historias.

GetAttachment[1]

IMDB cita The National Film Board of Canada cuando describe el argumento: En esta película, inspirada y transgresora de géneros, la escritora/directora (nominada al Oscar) Sarah Polley descubre que la verdad depende de quién la cuente. Polley es a la vez realizadora y detective en su investigación de los secretos guardados por una familia de narradores de historias. Ella entrevista e interroga, con más o menos ligereza, a un grupo de personajes con distintos grados de fiabilidad, obteniendo respuestas refrescantemente cándidas, pero en su mayoría contradictorias, a las mismas preguntas. A medida que cada uno relata su versión de la mitología familiar, recolecciones del presente se transforman en imágenes teñidas de nostalgia de su madre, que murió demasiado pronto, dejando un rastro de preguntas sin contestar. Polley desenmaraña las paradojas para revelar la esencia de una familia: siempre complicada, afectuosamente caótica y donde todos se aman ferozmente. Historias Que Contamos explora la naturaleza evasiva de la verdad y la memoria, pero en el fond es una película profundamente personal sobre como nuestras narrativas nos crean y nos definen como individuos y familias, todos sus elementos interconectados para pintar un cuadro profundo, gracioso y conmovedor.

Sarah Polley

Fui a ver Historias que contamos porque hace tiempo que me intriga Sarah Polley. Me encantó su trabajo como actriz en My Life Without Me (Mi vida sin mí, de Isabel Coixet, una escritora/directora de mi país que me interesa mucho), y The Secret Life of Words (La vida secreta de las palabras, de nuevo de Isabel Coixet) y fui a ver su primer largometraje como directora Away From Her (Lejos de ella), una película sobre Alzheimer’s que no le envidia nada en sensitividad y ternura en su forma de tratar el tema a ninguna de sus rivales. Cuando leí comentarios sobre Historias que contamos supe que debía ir a verla, no solo porque Polley era la directora y trataba sobre ella y su familia (esta vez un documental) sino también porque iba de secretos de familia, de la naturaleza de la memoria, y de la forma en que contamos historias.

Sheffield Fountain

Sheffield Fountain (Photo credit: [Duncan])

Fui al Sheffield Showroom, un cine independiente (parte del programa Europa Cinemas) y os puedo decir que estaba completamente sola en la Sala Uno. Sí, es verdad que era domingo, hacía sol y la gente estaba de paseo por los Peace Gardens (Jardines de la Paz), con los niños chapoteando en los surtidores de agua…Espero que tuviera más espectadores en otras ocasiones, porque se los merece. Aunque tengo que reconocer que hizo mi experiencia aún más interesante, poque si esta es una película pequeña e íntima, un pase personal ayudó a crear la atmósfera adecuada.

El documental obtuvo buenas críticas (y se las merece) y explora…Supongo que lo podríamos llamar, dinámica familiar. Todos tenemos mitos e historias de familia que se repiten continuamente (la versión de mi padre es que al nacer you era muy larga y muy delgada,  y tenía mucho pelo…Me  he dedicado con empeño a mantenerme delgada, no soy particularmente larga y definitivamente no soy peluda…aunque que tendréis que confiar en mí) y se convierten en la ‘verdad’ o la versión definitiva incluso cuando no podrían pasar ningún test de veracidad. Puede que existan razones por las que aceptamos esas versiones de los eventos pero no creo que muchos de nosotros las hayamos investigado a fondo, al menos no como lo hace Sarah (y de nuevo me estoy tomando libertades). No estoy segura de que la mayoría nos atreviéramos.

La historia que explora y las preguntas que hace se refieren directamente a su identidad personal. Si nos preguntamos: ‘¿De dónde vengo?’ en la mayoría de casos no nos estamos refiriendo a nuestra familia inmediata. Creemos saber dónde nacimos, y quiénes son nuestros padres (por supuesto no todo el mundo). Aunque la familia de Sarah no es una familia ‘normal y corriente’ (sus padres eran los dos actores, su madre había estado casada antes, se divorció de su primer marido y fue la primera mujer en Canadá que perdió la custodia de sus hijos a favor de su marido) algunos papeles parecían estar claros. Su madre murió cuando Sarah era una niña y la película acaba siendo también una exploración de su madre, ya que Sarah era demasiado pequeña para haber tenido la oportunidad de preguntarle muchas cosas. ¿Quién era esta mujer vibrante y con talento, sin miedo a perseguir sus sueños? ¿Qué la hacía tan atractiva a tanta gente? Su padre, Michael, se cuidó de ella y la relación con su padre y el resto de la familia es muy cordial. ¿Así que porqué existía ese rumor de que Michael no es su padre de verdad? ¿Y si no es él, quién es?

Sarah usa entrevistas/interrogatorios con todos (familiares, amigos de la familia, compañeros de trabajo de su madre, otros actores…), convence a su ‘padre’ Michael para que lea su propia versión de la historia, y recrea escenas del pasado de su madre y de la familia (en parte basado en memorias reales, películas familiares, otras reconstrucciones basadas en escenas o historias que le cuentan los testigos y participantes). Algunas de las personas a las que entrevista creen que son los dueños de la historia. Otros son más generosos y nos cuentan su versión dándonos la libertad de hacer con ella lo que queramos. Y todos se quieren y quieren a Sarah. ¿Entienden que es lo que intenta conseguir Sarah con todo esto? No. ¿Les preocupa? No lo parece.

Sin ignorar las muchas otras cosas que consigue la película, yo sentí que me invitaba a meterme en el corazón y las entrañas de esta familia, cuyos miembros son lo suficientemente fuertes y están lo suficientemente unidos como para dejar que entre una cámara sin preocuparles lo que puedan pensar los que vean la película. Los secretos de familia no son destructivos si los liberas, los expones y los acoges. Una gran lección. Espero que la veáis y que os guste.

Gracias por leer el post. ¡Y si os gusta, no os olvidéis de ir a ver la película, dejar un comentario, y compartir!